Myspace Glitter Graphics, MySpace Graphics, Glitter GraphicsMyspace Glitter Graphics, MySpace Graphics, Glitter GraphicsMyspace Glitter Graphics, MySpace Graphics, Glitter GraphicsMyspace Glitter Graphics, MySpace Graphics, Glitter GraphicsMyspace Glitter Graphics, MySpace Graphics, Glitter GraphicsMyspace Glitter Graphics, MySpace Graphics, Glitter Graphics Myspace Glitter Graphics, MySpace Graphics, Glitter GraphicsMyspace Glitter Graphics, MySpace Graphics, Glitter GraphicsMyspace Glitter Graphics, MySpace Graphics, Glitter GraphicsMyspace Glitter Graphics, MySpace Graphics, Glitter GraphicsMyspace Glitter Graphics, MySpace Graphics, Glitter Graphics

Mi sueño es el de viajar a Canadá con boleto de ida, pero no de regreso. Estoy traumada con Miyavi y las Lolita y bueno, últimamente con varios escritores (Algunos entenderán a que me refiero). Este año ya no detesto a los de mi salón, salvo algunas excepciones. Adoro el cine de arte, sobretodo el yugoslavo (See, llevo a Yugoslavia en mi corazón). Me cuesta confiar en la gente, ya que no me han pasado cosas muy buenas y ya no espero nada de nadie. Igual hay unas que vale la pena conocer.

Mi foto
Nombre: Nyu Hikari
Ubicación: Belgrade, Serbia

I was born in Queretaro, but I was raised in Guadalajara. I moved to Serbia with the intention to stay there but then I started to travel and I just cannot stop.

martes, marzo 06, 2007

Quand la Misère ne Disparaît pas


Se podía decir que era feliz
Se podía decir que había cambiado
Se podía decir que todo estaba bien
Pero…
Se puede decir que todo fue una ilusión


La miseria, esa desventura que no profesaba hace tanto, esa que lucia ya tan remota, esa que siempre permaneció en mi misma, oculta por una mera ilusión. ¿Es que acaso no hay escapatoria? ¿Es que estoy consignada a estar eternamente en el infinito jardín de espinas? No hay lugar visible para huir, no existe forma de esconderse de este cruel y mortal veneno que corre por todo mí ser destruyendo todo indicio de felicidad a su paso. ¿Por qué no resignarme ya? ¿Por qué no aceptar que sólo soy un ser patético y miserable? ¿Por qué empeñarme en crear espejismos que terminaran por hacerme más daño?
Bah! Esas lágrimas que hace tiempo no veía han regresado. Oh! Mis adoradas escaleras, ustedes que han sido testigos de tantos desconsuelos y pesadumbres, como me han hecho falta.

Etiquetas:

0 Comments:

Publicar un comentario

Links to this post:

Crear un vínculo

<< Home